Una de las actividades de la 48hopenhousebarcelona era la visita a las Pistas de atletismo Can Zam, las cocheras L9 – Can Zam y el Parque Europa todos ellos en Santa Coloma de Gramenet. En realidad yo tenia curiosidad por las cocheras del metro, ya que las otras dos zonas son espacios al aire libre. Así que dejamos al retoño con los abuelos y nos dispusimos a aprender durante tres horas que pasaron a ser cuatro. Tras la explicación sobre la historia reciente de Santa Coloma de Gramenet, y la visita a las pistas de atletismo cosa que nos llevó aproximadamente una hora nos internamos en el subsuelo de Can Zam. Que para quien no lo sepa, Can Zam es el nombre de la masía que antaño cultivaba la tierra de la zona que aún permanece en pie.

Pero volvamos al subsuelo. En realidad nos contaron que no son cocheras como tal ya que la función principal de las instalaciones es de mantener y la de reparar los metros, por lo que en realidad son Los Talleres de Can Zam. Hay dos vías de aparcamiento en los que caben siete metros, otras dos elevadas para la reparación y mantenimiento y finalmente otra más para limpiarlos, básicamente una vía donde estaciona el tren y unos rodillos se mueven a lo largo del tren limpiando el exterior. Operación que dijeron se hacía una vez al mes. El recorrido por los talleres fue realmente corto y eche en falta un poco más de caminata por el interior, pero por lo menos pudimos ver que hay una gran caverna de hormigón muy cerca de casa 🙂

Nota: Comentar que el acceso a la instalación está prohibido por lo que hay que esperar a visitas guiadas como las del 48openhousebarcelona para poder entrar.