El pasado 14 de febrero nos fuimos de calçotada al restaurante Can Ribes, en Collserola, cerca de Molins de Rei. El camino de acceso es apto para coches, siempre que al conductor no le de reparo  meterlo por un camino de tierra con algún que otro que bache en una pronunciada subida, pero nada insalvable en primera marcha.

Situada en la ladera de la montaña con vistas sobre el llano del Baix Llobregat,  la masía dispone de una pequeña jaula con un gallo una gallina y un tímido conejo. Además si hay suerte es posible que en la puerta nos encontremos dos ponis. Para los más pequeños hay juguetes que han pasado por épocas mejores, y un columpio con varios útiles para balancearse.

Por lo demás un sitio muy decente y amable para comerse un buen entrecot y unos calçots, (aunque estos últimos, caros como en cualquier lugar).


  • Coordenadas: 41° 24′ 53.77″N, 2° 2′ 45.97″E  (aunque lo más fácil es ir a Google Maps y buscar “Restaurant Can Ribes”)
  • Web www.restaurantcanribes.com