En la Pobla de Lillet podemos encontrar un pequeño jardín diseñado por Gaudí. Eusebi Güell, el del Park Güell, tenia en la zona una fábrica de cemento y Gaudí paso un tiempo allí en la construcción de un chalet para los trabajadores de la mina y como se lo pasó tan bien, le regaló el diseño de los jardines. Actualmente el acceso es de pago y en mi opinión caro para lo pequeño que es. Como curiosidad, si vas en coche tendrás que atravesar un puentecillo para llegar a él, puente que se comparte con el Ferrocarril Turístic de l’Alt Llobregat (Tren del Ciment),  o también puedes acceder en tren o en coche pero no caben los dos a la vez.